Piedra OnLine

sábado, 26 de septiembre de 2015

Sapag se quedó sin los bonos

El gobernador argumenta que la tasa de interés ofrecida es de dos dígitos. Volverá en una semana o dos, cuando los mercados se tranquilicen. La Provincia necesita endeudarse en 350 millones de dólares para afrontar compromisos.

NEUQUÉN (AN).- El gobierno suspendió ayer la colocación del bono por 350 millones de dólares (Ticade) y no volverá a la carga hasta tanto se tranquilicen los mercados. El nuevo intento podría demorar entre una y tres semanas, dijo anoche a este diario el gobernador Jorge Sapag.

El bono es un instrumento de deuda que generó el gobierno para refinanciar deudas y liberar recursos corrientes para afrontar compromisos salariales y con los proveedores del Estado de aquí a fin de año.

Neuquén transita un segundo semestre financieramente comprometido con un déficit que supera los 3.000 millones de pesos. El último aumento salarial del 30% acordado en el verano con los diferentes gremios del Estado, generó una corrida en los gastos. Fue una decisión que le permitió a Sapag transitar meses sin reclamo gremial en plena campaña electoral por la gobernación. Sobre el contratiempo con los bonos y sus eventuales consecuencias, Sapag dijo que las obligaciones del Estado "están garantizadas" más allá del retraso en el acceso a los fondos frescos.

Neuquén no monetizó los bonos porque la tasa de interés ofrecida superaba los dos dígitos -cercana al 11%-, cuando el objetivo de la Provincia consiste en endeudarse con una tasa de un dígito.

"Hay desensillar hasta que aclare", dijo Sapag evocando una frase del expresidente Juan Domingo Perón. Dijo que ya ayer los mercados estuvieron con menos turbulencias y que si la tendencia es esa habrá que elegir el nuevo momento para salir a colocarlos, lo que podría demorar -estimó- una, dos o tres semanas.

También expresó que toda la operatoria ya está aprobada y que hasta no sería necesario volver a viajar al exterior cuando se decida cerrar el trámite.

El bono, que tiene el respaldo de las regalías de la Provincia, se ofreció en mercados internacionales de la mano del gobernador electo Omar Gutiérrez que viajó en compañía del presidente del Banco de la Provincia de Neuquén Marcos Koopmann.

La comunicación oficial del gobierno sobre esta postergación se conoció ayer a última hora de la tarde a través de un comunicado de dos párrafos.