Piedra OnLine

sábado, 23 de abril de 2016

Despidos: Moyano advirtió que sería un "error muy grande" si Macri veta la ley

El gobierno negó un "escenario generalizado" de pérdida de empleo. "La situación nada tiene que ver a una parecida a la de 2002", afirmó Triaca.
El Gobierno insistió este sábado en negar un "escenario generalizado" en materia de pérdida de empleo, al adjudicar las advertencias de la oposición en ese sentido a una "preocupación más teñida de una situación política que de una realidad", en tanto la CGT Azopardo alertó que "sería un error" del Ejecutivo vetar una posible ley antidespidos.

El ministro de Trabajo, Jorge Triaca, desestimó que haya despidos masivos y justificó el rechazo del presidente Mauricio Macri a los proyectos impulsados por la oposición para prohibir cesantías y obligar a la doble indemnización: "La situación nada tiene que ver a una situación parecida a la de 2002", destacó.
Sería un "golpe y error muy grande" si Macri vetara una eventual ley contra despidos, afirmó Moyano - Foto: Archivo.-

El funcionario señaló que "sabemos que hay situaciones difíciles, pero las creemos muy focalizadas en el sector de la construcción". "La caída de los pagos en la obra pública del año pasado a este ha generado muchas tensiones", dijo y sumó las "dificultades asociadas a Brasil" que sufren "los sectores" autopartistas que "exportan" a ese país.
indicó que la iniciativa de la oposición "tiene factores condicionantes que no ayudan a la generación de empleo", como "han manifestado las cámaras de Pymes y otros dirigentes de otros sectores de la oposición", por lo que "este debate debería darse en un ámbito más abierto".

En este marco, el jefe de la CGT Azopardo, Hugo Moyano, advirtió que sería un "golpe y error muy grande" si Macri vetara una eventual ley contra despidos que impulsa la oposición en el Congreso y enfatizó que "seguramente el conjunto de los trabajadores no lo va aceptar de ninguna manera".

Su colega de la CGT Azul y Blanca, Luis Barrionuevo, se manifestó a favor de un proyecto de ley que impida cesantías "por 180 días", pero expresó su desacuerdo en obligar al pago de la doble indemnización, al razonar que esto "no sería positivo" para garantizar el empleo.

El líder del gremio gastronómico aseguró que "acá hay que ir a los bifes", lo que en su estilo significa que el Gobierno, empresarios y las CGT deberían sentarse a una mesa de diálogo en busca de medidas para "paliar la situación" de los trabajadores.

Convencido de que el que lidera el presidente Mauricio Macri es un "gobierno que escucha", el jefe de la CGT Azul y Blanca pidió "un esfuerzo muy grande al empresariado. Menos debate, menos charlas y que sean más positivos. Porque lo que han hecho con los precios de noviembre en adelante fue una barbaridad. Han atentado contra el bolsillo del trabajador".

El ministro Triaca se expresó hoy en la misma sintonía que el jefe de Gabinete, Marcos Peña, quien ayer aseguró que no se registra una situación de "despidos masivos" en el país, sino en "algunos sectores en particular", tras lo cual minimizó los proyectos legislativos de la oposición para asegurar los puestos laborales: "Solo hay dictamen de comisión", remarcó.

El secretario de Coordinación Interministerial, Mario Quintana, coincidió con el ministro de Trabajo y, aunque admitió que durante diciembre y enero hubo "destrucción del empleo", descartó que haya una "tremenda crisis" en material laboral como advierten fuerzas de la oposición.

"Hubo una destrucción del empleo en diciembre y enero, y empezó a reconstruirse en el mes de febrero según nuestras estadísticas", planteó Quintana, y agregó que en febrero de 2016 la cantidad de trabajadores en el país "es mayor al de febrero 2015".

Agencia DyN.-