Piedra OnLine

jueves, 21 de julio de 2016

Macri reasignó $80 mil millones a la Ciudad y las provincias explotan de furia

“Es algo arbitrario. Lo que hizo fue tratar de compensar el desfasaje financiero que dejó el propio Macri cuando se fue de la Ciudad", expresó el diputado Doñate, del FPV. También se escucharon quejas de la socialista Ciciliani.

La Ciudad parece haberse convertido en el centro de la furia federalista argentina: en la última semana Mauricio Macri reasignó $100 mil millones y dispuso que el 80% de ese dinero se utilizara para obras en la el distrito que gobierna Horacio Rodríguez Larreta. Esa reasignación se suma a otro decreto presidencial que elevó de 1,4% a 3,75% el dinero que recibe el estado capitalino.

“Es algo arbitrario. Lo que hizo fue tratar de compensar el desfasaje financiero que dejó el propio Macri cuando se fue de la Ciudad. Es una medida arbitraria que desfinancia al Estado nacional y no les permite a las provincias tener mayor nivel de posibilidad de acceso a obras en general”, cuestionó el diputado nacional por el Frente para la Victoria (FpV) Martín Doñate, de Río Negro.

El dinero extra que recibió Larreta, equivalente a $17 mil millones debería usarse para pagar los salarios de la recientemente transferida Policía Federal. De todas formas la movida despertó la ira de los gobernadores peronistas que de inmediato exigieron una audiencia con el ministro del Interior para expresar su malestar.
Sin embargo el berrinche parece no haber dado demasiados resultados. Justo antes de que comenzara el receso invernal, el presidente Macri le otorgó a la Ciudad $45 mil millones para el soterramiento del Ferrocarril Sarmiento una obra que realizará su primo Angelo Calcaterra asociado con dos empresas constructoras. Además la Ciudad dispondrá de $12 mil millones para construir la “Red de expresos regionales”, presentada en medio de la campaña presidencial como el “Subtrenmetrocleta”.

La diputada nacional por Chubut Ana Llanos se manifestó en contra de estas medidas en general y el Decreto en particular. “El Presidente tiene que entender que esto es un país y que no hay beneficios solo para algunos. Hay lugares donde no hay agua potable o en los que todavía se calefaccionan con leña, pero esto se ve que no importa. Quisiera saber si conocen la realidad de las otras provincias. Nosotros también existimos y tenemos necesidades”, le dijo la legisladora a Política Argentina.

Pero no solo dentro del kirchnerismo crece el descontento con la asignación de recursos. El socialismo que gobierna Santa Fe en alianza con la UCR también hizo saber su descontento. “Es un error este DNU de 100 millones que concentra el 80% de las obras en Capital Federal permitiendo que un sector de la población argentina se pueda dar el lujo de tener una estación central tan importante como la de Nueva York, mientras que en el resto del país no tenemos caminos para sacar la producción láctea o la producción granadera, no tenemos trenes, no tenemos escuelas, hospitales ni jardines de infantes”, se enfureció la diputada socialista Alicia Ciciliani.

El decreto deberá pasar por la bicameral del Congreso, más precisamente por la bicameral de trámite legislativo, en donde el macrismo está lejos de tener el número necesario para aprobarlo.