Piedra OnLine

sábado, 26 de noviembre de 2016

Critican al MPN por su política en materia energética










El precio del petróleo y la frustración de Chihuido dispararon los
cuestionamientos. También le apuntan a Macri y a Cristina.

El intendente Horacio Quiroga y el parlamentario del Mercosur Ramón Rioseco coincidieron ayer fustigar con dureza al gobernador Omar Gutiérrez y sus antecesores, al presidente Mauricio Macri y su antecesora Cristina Fernández, por crisis que atraviesa la provincia a raíz de los vaivenes de los precios del petróleo.

También se coló la nueva postergación del ambicioso proyecto multipropósito Chihuido en el río Neuquén, un caballito de batalla de las gestiones del ex gobernador Jorge Sapag.

“Confío que el gobernador Gutiérrez sabrá defender un precio sostén del barril de petróleo que garantice la continuidad de la producción en la provincia, en el marco de una política nacional cuyo primer objetivo es recuperar el autoabastecimiento energético”, dijo Quiroga.

Destacó que “en este tema, Neuquén tiene un crédito económico y hasta moral, ya que en la famosa década ‘ganada’ del kirchnerismo en la Nación y del MPN en la provincia, se permitió la depredación de nuestros yacimientos a precio vil, con una política energética ultrajante”.


“Durante la década kirchnerista, el populismo de mantener las tarifas bajas se hizo con recursos de los neuquinos, perjudicando las arcas provinciales con la pérdida de 70 mil millones de pesos”, dijo.

Opinó que “de esta coyuntura saldremos viendo las cosas pensando en el autoabastecimiento para garantizar la sustentabilidad de la matriz energética”.

Rioseco denunció que mientras no se hace Chihuido “empresarios sojeros financian plantas de energía en Buenos Aires, con gas neuquino”.

Afirmó que una ya está por ponerse en marcha. “Le falta firmeza al gobernador, debe decirles que van a tener el gas pero que construyan en Neuquén, hay que industrializar en origen.

Indicó que una central térmica la construiría General Electric. “Harán plantas térmicas porque el país necesita energía, pero como se vive de la coyuntura, este presidente (Macri) como lo hizo la anterior (Cristina Fernández) seguirán quemando los recursos no renovables, en el caso el gas neuquino”.

Dijo que el senador Guillermo Pereyra y el gobernador han sido débiles con el gobierno nacional: “Espero que sigan discutiendo el precio del barril porque si baja esto termina en una catástrofe para el gobierno provincial”.