Piedra OnLine

viernes, 12 de mayo de 2017

Tema del día: Laura Plaza. ¿De quién es la banca?

"El proyecto político del MPN refleja la voluntad, anhelo y aspiraciones de los vecinos, porque lo construimos y planificamos con la participación de los habitantes de cada rincón de la ciudad”.

La frase, que data del 22 de agosto de 2015 en plena labor proselitista, salió de la boca de la concejala Laura Plaza, quien el miércoles pegó el portazo en el partido provincial y decidió armar un bloque unipersonal en el Deliberante. La polémica por la elección del síndico municipal (el que tiene que controlarle las cuentas al intendente Horacio Quiroga y que sigue vacante) resultó ser el detonante.

Fue en esa misma campaña que una de las características distintivas que pregonaba la periodista era que tenía un perfil diferente al de los políticos tradicionales.

Pero con esta ruptura, Plaza no hace más que mostrar que es parte de esa política cuestionada que antepone intereses personales por sobre los proyectos e ideologías.

Pasó más de una década desde aquel escándalo cuando Eduardo Lorenzo Borocotó, a los 17 días de haber asumido por el PRO, saltó el charco y se pasó al kirchnerismo. Hoy en Argentina ya nadie se sorprende si un dirigente se “borocotiza”.

Ahora, desde algunos sectores del MPN le exigen a Plaza que renuncie a la banca porque consideran que la ganó el partido y no ella. Lo hizo un peso pesado como Guillermo Pereyra y hasta su ex compañero de fórmula, el diputado provincial Pablo Bongiovani.

Sin entrar en la discusión de la diferencia de fondos que maneja un concejal cuando forma parte de un bloque de siete integrantes y cuando está en uno unipersonal, el debate que se impone es si la banca pertenece a Plaza o al partido. En nuestro país, cuando se vota una lista de legisladores, ya sean nacionales o locales, se prioriza normalmente el partido o el proyecto por sobre los candidatos. Una de las preguntas que debería hacerse la concejala es si los ciudadanos neuquinos la eligieron a ella o votaron al MPN. La respuesta la tiene sólo la protagonista y sería interesante que obre en ese sentido.