Piedra OnLine

sábado, 17 de junio de 2017

Neuquén: ponen el fracking bajo la lupa

Las explotaciones de Vaca Muerta por métodos no convencionales y sus consecuencias, tema abordado ayer por especialistas latinoamericanos en la UNC. 
 
El rol de los dirigentes sindicales fue analizado por uno de los visitantes. Con sentido crítico los instó a comprometerse con las demandas de la sociedad.

“Si la dirigencia sindical está ensimismada pensando sólo en cómo salvar su suerte particular, gremial, en cómo mantener sus derechos o privilegios puede correr el riesgo de que lo que es fundamental, lo que es trascendental para la vida humana, para la supervivencia de la sociedad pueda quedar rezagado, como son los conceptos de la solidaridad, del buen vivir, del acceso al agua potable, a un ambiente sano, que son categorías que uno naturalmente puede abandonar si tiene cada 15 días en el cajero la consignación de su quincena salarial.”

Esa es la posición política que sostiene Moisés Barón Cárdenas, presidente de Federación Unitaria de Trabajadores Mineros, Energéticos, Metalúrgicos y Químicos, de las Industrias Extractivas, Transportadoras de Colombia.

Ayer participó de las jornadas internacionales “Megaproyecto Vaca Muerta: el fracking y sus consecuencias” que se desarrollaron en la UNC , con la presencia de activistas latinoamericanos.


“Nosotros como trabajadores petroleros frente al resto de trabajadores de nuestra sociedad estamos mucho mejor remunerados y entonces eso puede llevar a una noción de que estamos bien, de que tenemos nuestros problemas mediatos resueltos y que eso nos pueda llevar a una suerte de indiferencia frente al problema del resto de la sociedad y a la comunidad”, enfatiza.

Barón Cárdenas es trabajador de la estatal petrolera EcoPetrol, y se declara anti-fracking. Es operador del área de craqueo catalítico de la refinería más importante de Colombia, en Barrancabermeja.

“En la medida que fuimos viendo cómo la industria impactaba en las regiones, en las comunidades, y esas mismas iban generando reacciones de lucha, era muy difícil que el sindicato no se vinculara del lado que le correspondía estar. Como dirigentes sindicales ya no respondemos a una mera base sindical sino que ahora respondemos a un mandato popular, que nos entregó ese ejercicio de participación democrática de la sociedad y esa es la invitación que hoy queremos hacerle al movimiento sindical mundial y particularmente al sindical ista argentino. Está la necesidad de romper ese chip de que somos de la malla hacia adentro, que somos una elite privilegiada, de que tenemos nuestra suerte presente y futura asegurada”, afirma.

Y agrega: “Las condiciones de nuestros hijos y nietos, la visión intergeneracional está en serio riesgo. Hoy hay una discusión de mayor trascendencia para la sociedad y el movimiento sindical no puede quedar rezagado de ese debate. Tiene la obligación ética, política, moral, de adentrarse en estas reflexiones y de ir adoptando una postura que sea consecuente con el querer y el sentir de las grandes mayorías que están pensando en cambiar el modelo de desarrollo económico”.
“A nosotros ya no nos interesa tanto
la renta petrolera, nos preocupa que nos dejen vivir en nuestros territorios”.
Moisés Barón Cárdenas, presidente de Funtramiexco, de Colombia.
Los empresarios contra los bloqueos

 La Cámara de Exploración y Producción de Hidrocarburos (CEPH) emitió un comunicado en el que manifestó su preocupación por lo que denominó “la última serie de medidas adoptadas por líderes de las comunidades Kaxipayiñ y Campo Maripe en áreas productivas de Neuquén.”

“Los bloqueos ocasionan retrasos en proyectos clave para el desarrollo de la cuenca Neuquina, con consecuencias negativas no sólo para las empresas productoras, sino también para la actividad económica de la región”, se indicó.